10 consejos para realizar compras seguras por internet

La confianza de los usuarios en el comercio electrónico va en aumento y poco a poco se incrementa el volumen de compras que se realizan por internet . Para evitar que en alguna de nuestras compras online podamos tener algún disgusto, os dejamos 10 sencillos consejos para que nuestras compras por internet sean seguras:

1) Conocer la opinión de otros usuarios. Internet ofrece muchas ventajas a los consumidores, entre ellas, disponer de gran cantidad de información sobre cualquier tema o producto de forma inmediata. Por eso, antes de realizar una compra online, resulta muy sencillo recopilar información a través de foros y buscadores sobre ese la tienda online en la que queremos realizar la compra y conocer la experiencia que han tenido otros usuarios, así como sobre el producto o servicio que queremos obtener.

2) Cerciorarse que el producto es el que buscamos. Antes de lanzarnos a la compra de un producto, debemos verificar que ese objeto cumple con las características técnicas de lo que estamos buscando. Ante cualquier duda es recomendable contactar con la tienda online, por lo que un buen servicio de atención al cliente es un señal de que la tienda es de confianza. Asimismo, es muy útil el uso de referencia del fabricante, que aparece en muchos tipos de productos, y en todos los tecnológicos, que lo identifican de una manera inequívoca. Cada vez se realizan más compras usando este código como referente de búsqueda.

3) Comparar precios. Antes de adquirir el producto es importante comparar precios entre los diversos portales que lo ofrecen, incluso con los ofrecidos por el comercio tradicional. Internet ofrece la ventaja de conocer en todo momento las ofertas existentes. Es conveniente asegurarse de que los precios están debidamente actualizados.

4) Analizar precios excesivamente bajos y entregas desde el extranjero. Pueden ocultar falsificaciones o productos en  mal estado, y actualmente las aduanas son cuidadosas con el pago de impuestos, de modo que al final el producto puede resultar mucho más costoso. Además, los productos con origen en el extranjero en muchos casos no son aceptados por las garantías nacionales, ya que no han entrado por el canal oficial.

5) Asegurarse de que se preserva la privacidad. Es importante comprobar que el proceso del pedido se hace en entorno seguro, para ello debemos verificar que a la izquierda de la URL aparece un candado. También conviene confirmar que dichas empresas estén adheridas a plataformas de compra segura, como Confianza on line, y que cumplen los requisitos exigidos por la Ley de Protección de Datos.

6) Usos de protocolos seguros. Para saber si un sitio es seguro y fiable es necesario observar si en la barra de direcciones aparece el protocolo HTTPS, esto significa que tiene instalado un certificado de seguridad y que toda información que se maneje por esa página web es totalmente segura, ya que los datos van encriptados. Otro dato a tener en cuenta y que nos puede transmitir confianza sobre un sitio, es observar si cuenta en su portal con algún distintivo o sello de calidad. Igualmente, las empresas de venta on line pueden ofrecer diversas formas de pago. Entre las formas más habituales están la de  transferencia bancaria, PayPal o pago con tarjeta de crédito mediante el uso de una pasarela de pago bancaria.

7) Comprobar los gastos de envío. Conviene asegurarse de si los gastos de envío están o no incluidos en el precio; a veces se puede pagar más por un producto que incluye dichos  gastos en su precio, o resultar más caro si finalmente se le suman unos costes de envío demasiado altos.

8) Consultar la política de devoluciones. Las páginas de venta por internet deben ofrecer información precisa de su política de devoluciones en caso de que el producto no responda a las expectativas del comprador o esté defectuoso, y en cualquier caso siempre ha de existir un derecho de desestimiento de 7 días hábiles desde la recepción.

9) Asegurarse de que los plazos de entrega estimados sean razonables. El vendedor debe ofrecer información clara y precisa sobre el plazo de entrega de los productos adquiridos.

10) Comprar en tiendas virtuales con un buen servicio de atención al cliente. Es señal de garantía el que las plataformas de venta en la red ofrezcan datos de contacto a los clientes: teléfono y correo electrónico.

Al finalizar el proceso de compra nos aparecerá una página que resume la compra realizada o bien se nos enviará un e-mail con esa información. Es recomendable guardar esos justificantes por si fuera necesario realizar alguna reclamación.